domingo, 23 de febrero de 2014

II MARCHA SENDERISTA GILET

DISTANCIA:15,05 kms.
TIEMPO:3 horas y 36 minutos paradas incluidas.



Lema de la marcha


Segunda edición de esta marcha senderista organizada por el C.M. El Xocainet de Gilet.Sigue siendo una marcha no competitiva y solidaria.Basta entregar un Kg de alimento no perecedero en la salida para hacerte con el dorsal, novedad este año.



Otra de las novedades era el cambio en el recorrido, con una parte inicial pasando por el Barranc Balau y las Penyes de Guaita y una parte final en la que no se rodeaba el Alt de la Redona y se bajaba directamente desde el Xalet del Drac hasta Gilet.
Llegamos a Gilet sobre las 7:30 am, para poder aparcar sin agobios.Nos esperan unos 5º fresquitos, por lo que aguardamos dentro del coche hasta que empiecen a entregar los dorsales.Recogemos los dorsales y volvemos al coche, ya que es mejor esperar allí y no quedarnos fríos en la plaza.Luego el día iba a mejorar mucho e hizo un día despejado y magnífico.A las 08:15 volvemos a la plaza, ya con colas para la recogida de dorsales y con un gentío importante en la plaza.



Sobre las 08:33 se lanza el cohete que da inicio a la marcha.Los primeros pasos nos alejan del pueblo hacia el sur en dirección al campo de fútbol.Con menos gente por delante que el año pasado se camina mucho mejor y apenas hay momentos en los que nos incomoden senderistas más lentos.
Durante los primeros kilómetros coincidimos en el recorrido con la marcha del año pasado, pero al poco nos adentramos en el Barranc Balau, y empezamos a ver gratas diferencias con el año pasado.Y digo gratas porque nos parece una ruta mucho más montañera y atractiva.Sendas rocosas entre frondosos árboles unidos a un olor a naturaleza característico nos enamoran este año.




Tras un ascenso llegamos hasta las Penyes de Guaita, con vistas espectaculares hacia el Este.Poco más de una hora de marcha y hay que hacer un alto para beber, quitarse algo de ropa y admirar las vistas.

Panorámica Penyes de Guaita


A partir de este punto cojemos el recorrido del Gr e iniciamos un descenso en el que hay que afianzar cada paso por riesgo a resbalones.De hecho alguna caída vimos, pero sin importancia.



Ya se abrían grandes espacios entre senderistas y alguna vez veíamos despistes de gente que se equivocaba y no acertaba a seguir las marcas, por cierto muy bien señalizada la ruta.Hay que agradecer el trabajo de la organización en la señalización de la ruta, tanto con marcas en el suelo para evitar cojer caminos erróneos como con cintas para marcar el camino correcto.
En una hora más se llega al área recreativa del Convento de Sant Esperit, km 9,9 de la ruta.No hay mucha gente a nuestra llegada y podemos elegir mesa sin dificultad.Aprovechamos para ir a los aseos y almorzamos un rico bizcocho casero(de miel y leche de soja).Apenas paramos 15 minutos pero tiempo suficiente para hacer un alto en el camino y recuperar con un pequeño almuerzo.


Área Recreativa Sant Esperit

Un senderista que se sentó con nosotros y que desconocía la zona nos preguntó por lo que quedaba.No había hecho la marcha del año pasado y le explicamos lo que venía a continuación.
Nos volvemos a poner en marcha dejando algo más de ropa en la mochila.Con apenas 5 kms por delante y disfrutando de un magnífico día y una temperatura envidiable para la práctica del senderismo.
Tras dejar atrás el Convento de Sant Esperit, nos espera la dura subida por la senda de la Creu.Es medio kilómetro de subida que te acelera el corazón para calentarte el cuerpo si es que estás frío.



A partir de aquí se empieza a oler y a ver los restos del incendio que hace pocas fechas ha arrasado la zona.Una pena estos desastres que afean y dañan el monte haciendo que un magnífico paseo por la naturaleza se convierta en el paseo por una zona arrasada y devastada por el fuego.Pasamos por el Chalet del Drac, que parece más triste con toda la vegetación aneja carbonizada, y emprendemos el descenso a Gilet.



Comparativa 2013-2014

Desolador...

Los dos últimos kms se hacen muy rápidos ya que el descenso es continuo y sin apenas dificultades.Hasta nos animamos a correr en alguna bajadita.



Llegamos a Gilet cuando aún casi estaban preparando el picoteo.Qué bien que la organización siga con esta costumbre de ofrecer una "picaeta" a los marchadores.Bebida y comida casera, salados y dulces, por cierto la coca de cebolla y el bizcocho de chocolate rico rico, que unidos a los magníficos 17º en la llegada, hacen que podamos disfrutar de un fin de fiesta magnífico para esta gran mañana.

                    Hasta otra vez que nos calcemos las botas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada